aceite, oliva, verano
Aceites Maeva

Aceite de Oliva en verano

El aceite de oliva, gracias a sus propiedades, nos permitirá absorber mejor las vitaminas K, E, D y A. Estas vitaminas proceden fundamentalmente de las verduras y del pescado, de ahí que sean alimentos tan recomendables.

Siempre que consumamos estos alimentos conviene hacerlo junto con aceite de oliva virgen extra. Las vitaminas liposolubles son vehiculizadas por los ácidos grasos del aceite, por tanto se absorben mejor con éste.

El aceite para la piel

El aceite de oliva también nos será de ayuda para hidratar la piel, suavizarla y prevenir el envejecimiento prematuro que causa el intento sol del verano. Tanto el sol como el cloro y la sal de las piscinas y playas pueden dañar nuestra piel y nuestro pelo. Aunque nosotros estemos de descanso, nuestro organismo no lo está.

Por estas razones, es muy recomendable ayudarse del aceite para protegernos. Aquí te presentamos algunos usos prácticos:

  • Hidratante labial: Aplica un poco de aceite virgen extra. Si lo dejas actuar unas horas notarás tus labios más hidratados y sanos.
  • Cuidados tras la depilación: Aplicar aceite tras depilarnos evitará la aparición de granitos y manchas rojizas en la piel.
  • Mascarilla capilar: El cloro, la sal y el sol dañan nuestro cabello. Recuerda usar aceite de oliva antes de lavártelo para que recobre su fuerza.
  • Picaduras de insectos: No nos olvidamos de los molestos insectos, tan comunes en estas fechas. Aplica un poco de aceite en la picadura y notarás un alivio inmediato.